La Reforma Laboral impide el avance hacia la igualdad real entre mujeres y hombres en el empleo y vulnera el derecho a la igualdad de género. Es claramente discriminatoria.

Pervierte la filosofía de la acción positiva al bonificar más la participación de mujeres en la modalidad de contrato más precario: en el nuevo contrato de “emprendedores”, se permite el despido libre y gratuito durante el primer año y las mujeres tenemos una mayor subvención que los hombres por lo que se nos condena a este contrato basura.
En las demás medidas de “fomento del empleo”, más que incentivar la contratación de mujeres, se pretende ahorrar en prestaciones por desempleo, y nosotras, al percibirlas en menor tiempo y cuantía, pasaremos con más facilidad al umbral de la pobreza tanto durante nuestra vida activa como en la jubilación. Se permite además, las horas extraordinarias en los contratos a tiempo parcial, en los que somos mayoría, legitimando el fraude laboral. Se incrementará la brecha salarial por la mayor presencia de mujeres en empleos precarios y a tiempo parcial.
Desaparecen derechos que ya hemos conquistado las mujeres como el incentivo a las empresas para la reincorporación de trabajadoras antes de dos años desde su maternidad y los plasmados en los Convenios, como los que facilitan la conciliación y la corresponsabilidad, de los que puede apartarse la empresa por pérdidas durante dos trimestres. Se frenan los Planes de Igualdad.
En consecuencia la Red Feminista de Hombres y Mujeres de Castilla-La Mancha se suma a la Huelga general y a la Huelga de consumo convocadas para el próximo 29 de marzo e invita a la ciudadanía a que también lo haga en aras a no permitir la desmantelamiento del Estado del Bienestar, el logro de unos derechos que han costado años de lucha y la consecución de una sociedad más justa y equitativa para mujeres y hombres.

Red Feminista de Hombres y Mujeres de Castilla-La Mancha

 

 

Anuncios